Explore highlights

EnglishItaliano

Pareja de toro y acrobata en bronce

Civilización minoica, ca. 1700-1450 a.C.
Origen: Creta

Una prueba acrobática minoica difícil y peligrosa

El salto del toro se encuentra con frecuencia en el arte minoico y se estima que formaba parte de sus rituales religiosos. En la fuerza y la potencia de los toros probablemente yace su importancia religiosa para los minoicos.

Se representan diferentes saltos. En esta versión, el acróbata da un salto por sobre la cabeza del toro y aterriza con ambos pies sobre su dorso. Con destreza, el escultor permite que el acróbata se apoye con su larga cabellera sobre la frente del toro. La pareja está sólidamente fundida en una sola pieza mediante la técnica de cera perdida. Los brazos no están completos, ya que terminan en muñones: no queda claro si es producto del diseño o si el bronce no fluyó hasta las extremidades del molde. De igual modo, las patas del toro sin terminar pueden indicar una falla en la fundición. Los bronces minoicos solían tener poco estaño, impidiendo que la aleación fluyese con normalidad y otorgando una superficie rugosa a las piezas.

¿Es posible realizar estos saltos? Parece casi imposible que un acróbata, tomado de las astas de un toro, voltee su cabeza y salte sobre su dorso, ya que los movimientos del animal son imposibles de prever. Tal vez, en realidad, los toros estaban sujetos o domados. De hecho, algunas representaciones minoicas ilustran toros mientras son capturados, atados o dirigidos hacia un lugar y también muestran toros tomados por las astas. Es probable que los minoicos hubiesen dedicado mucho tiempo y esfuerzo al deporte y hubieran desarrollado así la capacidad de conseguir grandes hazañas. Por ello, no debe descartarse la posibilidad de que ciertas licencias artísticas en las representaciones sean posibles.

Highlights

Browse or search over 4,000 highlights from the Museum collection

Shop Online

Highlights from Ancient Egypt , £20.00

Highlights from Ancient Egypt , £20.00